También en vacaciones, siempre hay alguien que te escucha

VACACIONES Y COMUNICACIÓN, LAS OPORTUNIDADES NO DESCANSAN

Olvidaos del famoso cartelito de «Cerrado por vacaciones». Te puedes ir de vacaciones, si puedes, claro; pero eso de bajar la persiana e incomunicarse, nada de nada. Eso es cosa del pasado, el mundo necesita saber de ti y tú, aunque lo niegues, estar en contacto con el mundo.

Lo primero que debemos reconocer es que perder las maletas en el aeropuerto nos enfadará, será un grave problema y fuente de conflictos, pero nada comparable a extraviar el móvil, ¡ay! de nosotros si lo perdemos o nos lo roban, puede que no exista mayor trastorno. Y que conste que no hablamos de quedarnos sin algo tan imprescindible como perseguir Pokemons por un parque a media noche….sino de ese cordón umbilical que nos mantiene unidos a nuestro negocio.

Bien, pues ya que no podemos vivir sin él, vamos a sacarle partido, también en vacaciones. En este caso utilizándolo como lo que es: un instrumento de comunicación. A través del móvil podemos realizar sencillas tareas que apenas llevan tiempo y que nos permiten mantener cierto nivel de actividad, que siempre ofrece una imagen positiva de nuestra marca y ¿porqué no? puede llegar  a generar alguna oportunidad.

  • El simple hecho de lanzar un mensaje o una comunicación explicando qué días vas a estar de vacaciones, qué horario vas a tener o cómo vas a atender al público ya es una información que se agradece.
  • El periodo estival es un buen momento para hacer balances de la primera mitad del año, resumirlas en conclusiones y compartirlas en forma de titulares o pequeños informes muy visuales o gráficos con los empleados o colaboradores, e incluso con clientes.
  • Esos informes pueden tener una segunda parte, un adelanto de los objetivos para la segunda mitad del año, algunas ideas nuevas que requieren de una pensada desde la calma y la tranquilidad o directamente la planificación de estrategias.
  • En todas esas comunicaciones el tono deberá ser más distendido y relajado. Igual que en la proyección exterior del negocio. En este caso el máximo exponente son las Redes Sociales. En los últimos años los estudios y las estadísticas reflejan que la actividad en las Redes Sociales se está incrementando notablemente en verano, incluso ¡es más alta que en invierno! llegando a tener, no picos sino mesetas de «prime time» que se prolongan desde primeras horas de la tarde hasta la medianoche.

En el caso de las Redes Sociales una recomendación: cuidar mucho el tono, sin llegar a ser desenfadado o displicente, si resulta apropiado dar a los contenidos un lenguaje más ligero; pero, sobre todo, incidir en las imágenes, las fotos y los vídeos son las estrellas del verano. En este sentido os proponemos algo en lo que pensar: ¿publicidad en redes sociales? un argumento a favor, este post titulado «Publicidad online, un scroll más o una conexión»

  •  Si el terreno de juego de nuestra actividad incluye a los medios de comunicación, no hay duda, el verano es el medio propicio para establecer interesantes relaciones. Aunque este año vamos bien servidos de noticias, siempre hay espacio en estas fechas para esos contenidos que en otro momento sería más difícil colocar.

Hay trucos del oficio para eso, nosotros estaremos unos días de vacaciones, pero…..antes nos dejamos las maletas que el móvil, así que si queréis hablar un poco más de todo esto, ya sabéis dónde encontrarnos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *